Una de noodles y Deltonos para dos, por favor

Vuelve a la home #DeBoloMolo

Sala Planta Baja (Granada) 30/11/2019

Lo estábamos deseando. Pocos bolos este año tan esperados como éste. Después de catarlos en directo este verano en el Sweet Cotton Blues, había muchas ganas de hacer una escapada para pillar a Deltonos por Andalucía. Córdoba y Granada eran las opciones más cercanas y el plan en la ciudad del Planta Baja nos embaucó: Noodles, Deltonos y un finde de amor con nidito en Campo del Príncipe. ¿Qué más podríamos pedir?

La buena mesa alternativa y orientaloide nos esperaba a mediodía en el Bella Kurva. Un pack de noodles y algunos otros deliciosos platos para abrir boca hasta hincharse. De postre, un café con tarta (“de gordos”) en el Bohemia y un viaje en el tiempo, aunque con el justo para no perdernos el concierto, que comenzaba a las cinco de la tarde en la mítica Planta Baja. Fue de hecho en esa sala donde nos conocimos en persona por primera vez, siendo auténticos desconocidos, lo que hizo aún más especial la cita granaína rockanrollera y de amore.

“Buenas meriendas a todos”, saludaba Hendrix Röver inaugurando la hora oficial para pedirse un copazo digestivo. “En el rock and roll todo es posible, también tocar a esta hora, aunque aquí adentro podrían ser las tres de la mañana”, confirmaba y confirmamos brindando por ello al aire. Y además, reflexionando sobre la ironía de la vida. La última vez que los vimos -en realidad, la primera- ocurrió exactamente lo contrario: como cabezas de cartel, su show llegó a altas horas de la madrugada, las propias de un festival de verano, entonces quizás demasiado tarde, como nos atestiguaron post-bolo ellos mismos.

Sin importar ya las horas del reloj, lo cierto es que allí estaban, doblando el mapa para dejarse ver por Granada en sala y presentar “Fuego”, el último trabajo de una extensísima discografía que da para muchas alegrías en directo. A decir verdad, parece que repetían setlist, pero el lugar y el momento de verlos ahora era totalmente diferente.

Ubicados en primerísima primera fila, y flanqueados por dos cámaras que estuvieron la mayor parte del concierto grabando en el imaginario foso, nos balanceamos, abrazamos, bailamos y hasta lloramos con las canciones. No puedes ser ajeno a sus mensajes, especialmente cuando nos acordamos de los que ya no están con “Brindemos”. “Pues si hay que brindar, brindemos, y si hay que llorar, también. Recordemos amigos ausentes, qué sigan todos bien”.

Que en la lista no faltaron clásicos deltonianos es un hecho. Pero que los temas de “Fuego” se crecen en directo hasta límites insospechados, también. Gustosos de corear estribillos como el homónimo “Fuego” o la magnánima “Vergüenza”, cuya estrofa os tengo que compartir.

Te imaginas que alguien graba esta conversación.
Te imaginas que alguien nos escucha hablar
Sin filtro ni censura, la cruda realidad
Te imaginas que alguien nos escucha hablar.
Vergüenza, que vergüenza…

El bis se vino por petición popular con un extra de tres canciones y un mensaje claro “Treinta años repartiendo felicidad, y lo que os queda”. Pues ahora que se va terminando el presente 2019 y casi os descubrimos en directo (más vale tarde que nunca) sólo podemos decir una cosa rotunda: ¡Así sea!


Resumen en Emoticonos

EmotiON :::: 🍜🍣🎐☕🍰😍🎫🍸🎸💕💃🗣️👑

Por Paz Madrid

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: